Cómo la iluminación circadiana mejora el sueño y los niveles de energía
Cómo la iluminación circadiana mejora el sueño y los niveles de energía

1 de marzo de 2022

El ritmo circadiano es el reloj interno de nuestro cuerpo que nos dice cuándo es hora de dormir o despertar, según los niveles de luz y las señales que nuestros ojos envían a nuestro cerebro.

Hoy en día, la mayor parte de nuestra exposición diaria a la luz proviene de la iluminación artificial, ya sea en nuestros hogares o lugares de trabajo, y no sigue el ritmo diario natural.

La calidad de la luz tiene un efecto directo en nuestros niveles de energía, y la iluminación interior típica suele ser demasiado oscura para aumentar los niveles de energía durante el día o demasiado brillante para relajarse.

Las investigaciones muestran que la exposición prolongada a una iluminación de mala calidad puede tener un efecto negativo en nuestra salud, lo que provoca un estado de ánimo bajo, fatiga, falta de concentración y mala calidad del sueño.

La iluminación circadiana

La iluminación circadiana, también conocida como iluminación centrada en el ser humano, es una solución a muchos de los peligros ocultos de la iluminación artificial. Es un sistema que refleja los ciclos de luz natural y por lo tanto ayuda a promover un ritmo circadiano sano y estable.

Los sistemas de iluminación circadiana cambian la intensidad de la luz y la temperatura del color de los accesorios a lo largo del día, minimizando los efectos de la luz no natural y promoviendo una mayor productividad, un mejor sueño y beneficios a largo plazo para la salud.

¿Cómo implementar un sistema de iluminación circadiana?

Hay tres enfoques para implementar un sistema de iluminación circadiana:

  1. Atenuación: la forma más rentable de implementar un sistema de iluminación circadiano. Las luminarias tienen una temperatura de color correlacionada (CCT) fija, pero el brillo o la intensidad se pueden ajustar a través de un sistema de control para reflejar la hora del día. Por ejemplo, en la mañana y en la noche, las luces son de menor intensidad, pero durante el día son más brillantes, en fase con el amanecer y el atardecer.
  2. Ajuste de color: similar a la atenuación, el ajuste de color cambia el brillo de las luces pero también cambia el CCT para reflejar con mayor precisión la iluminación natural.
  3. Ajuste de estímulo: las luces LED espectralmente optimizadas crean luz blanca con un alto estímulo circadiano sin cambiar el color de la luz a lo largo del día. La configuración de estímulo reduce la luz azul durante la noche para ayudar a promover la producción de melatonina, que es el agente natural del sueño de nuestro cuerpo. Durante el día, reemplaza la iluminación del “azul malo” por una iluminación del “azul bueno” o azul cielo. Este “buen azul” ayuda a nuestros ojos a enviar una señal a nuestro cerebro para mantener un ritmo circadiano. La sintonización de estímulos es el método de iluminación circadiana que más se asemeja al espectro de la luz del día.

Beneficios de la luz circadiana

Se ha comprobado que los sistemas de iluminación circadiana ayudan a mantener altos niveles de energía y promueven un mejor sueño.

El Lighting Research Center realizó un estudio que encontró que las personas que recibieron un estímulo circadiano alto durante el día se sintieron con más energía y alerta, durmieron mejor y se sintieron menos deprimidas que los trabajadores que recibieron un estímulo circadiano bajo.

Mira este corto video sobre los efectos de la luz circadiana:

Quizás también te interese leer…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This